Follow by Email

lunes, 12 de agosto de 2013

LA MEMORIA ES TRAICIONERA

Me voy con la bandera tan sólo en el recuerdo y con los rostros como acuarela sobre la piel, con las huellas difusas en la arena, con la espuma tocándome los pies.

Un día regresaré sabiendo que el pasado nunca será mejor que la memoria, ni el futuro tan bueno como un día recordaré, porque las historias no se componen de hechos sino de cabos sueltos, porque los romances serán inventos de amantes sigilosos que desaparecen dejando besos.

Me voy no queda otra cosa por hacer, no es huída ni refugio, es la simple comprensión de que cualquiera que busque su destino no tiene más remedio que estrellar los pies contra el piso y empezar a andar en el camino.

Te contaré de vuelos y no de orugas, saldrán mariposas de colores de mi boca si un día te vuelvo a ver.